facebook  twitter  youtube

telefono(011) 4773-8588

whatsapp15-5637-0534

emailescuelaoriente@fibertel.com.ar

Naturoterapia: la naturaleza para curar o prevenir

Se trata de una variada conjunción de terapias, entre las cuales están las técnicas de manipulación corporal como el shiatsu o la quiropraxia y el uso de plantas medicinales o de minerales, para el tratamiento de diferentes trastornos físicos, sin el consumo de ningún producto químico. La Dra. Alejandra Maratea, de reconocida trayectoria entre sus colegas, nos cuenta con detalle de qué se trata.

Alejandra Maratea: En cuanto a prevención se refiere, consiste en informar cuáles son nuestros mecanismos de curación, cuáles son aquellas señales que da el cuerpo por el cual nosotros podemos anunciar una enfermedad, previamente a que se instale. Sabemos que las enfermedades ocurren primero en el plano energético del cuerpo, en su expresión funcional y que, conforme esa enfermedad no se trate, eso se va profundizando y aparece en el plano orgánico. Cuando aparece, depende de cómo responda el cuerpo, se puede llegar a la cirugía en casos extremos. Lo ideal sería tratarlo a tiempo, entonces, adiestrar a la gente en cuáles son estas señales que da el cuerpo para que no llegue a profundizarse el trastorno y echar mano a técnicas de tratamiento que sean naturales, es decir, tratar de incorporar la menor cantidad de químicos al cuerpo, ya que es un agente extraño. Si bien en algunas circunstancias es necesario incorporarlo, la mayoría de las veces el cuerpo lo toma como algo ajeno, en cambio si recurrimos a una planta medicinal o un mineral, que están en la naturaleza y que además son seres vivos que hacen algo con nuestra energía vital, es más armónico el proceso, puede ser hasta más corto. Entonces, la naturoterapia o medicinas naturales, son todas terapias que colaboran para armonizar o restablecer un equilibrio perdido con implementos naturales, cualesquiera sean ellos: distintos tipos de masajes o una planta medicinal o un remedio homeopático, en fin, todas las técnicas naturales, cada una con su origen, englobadas en este criterio de tratar naturalmente el cuerpo.

Minerales

A.M.: Nosotros usamos minerales que se llaman oligoelementos (oligo: del griego que quiere decir pequeño). Son minerales dados en dosis mínimas. Se dan por debajo de la lengua y a través de esa vía de administración pasan directamente a la circulación. No se deben tragar, o sea que saltea todo el aparato digestivo. Así que la vía de administración es excelente porque vendría a ser una especie de vía endovenosa, sin la invasión que significa pinchar a la persona. Los efectos son realmente asombrosos. Produce un equilibrio funcional del cuerpo. Se dice que estos minerales dados de esta manera tienen un efecto catalítico. La catálisis en el cuerpo tiene que ver con la aceleración de una reacción orgánica que normalmente ocurre, que por efectos que no se conocen bien, está entorpecida o enlentecida. Por ejemplo: los alimentos que uno come se disuelven en el estómago gracias a unas encimas que lo transforman en proteínas. Si no tuviéramos esas encimas, la digestión ocurriría en 3 / 4 días y esta riamos desnutridos. Gracias a éstas se tarda 2 hs. / 1 h. y media. El oligoelemento cumple la función de acelerar o equilibrar reacciones que, entre otros factores como la polución, por la mala alimentación o por la forma de vida que llevamos, están enlentecidas o directamente ya no operan. Entonces, damos el oligoelemento por vía sublingual, entra a la circulación, acelera, por ejemplo el proceso digestivo, o mejora la circulación, la actividad cerebral, o lo que sea, de acuerdo al mineral a emplear. No se acumula, no tiene efectos tóxicos y tiene una función equilibradora.

Las plantas medicinales

A.M.: Son seres vivos que tienen principios activos que producen determinadas acciones en el cuerpo. Tienen una energía vital que interacciona con nuestra propia energía, de manera que eso potencia su efecto. Las plantas orientales son excelentes, como por ejemplo el ginseng, pero para un nativo es mejor usar las locales, en nuestro caso, plantas argentinas, porque esa persona que nació bajo este clima, en estas tierras y con estas condiciones de nuestro entorno, va a recibir la acción de esa planta también nativa de una manera más beneficiosa que aquella que no es oriunda, más que nada porque estas plantas tienen los mismos riesgos ambientales que las personas. Eso sé, hay que tener en cuenta que tienen efectos colaterales, o sea, hay que saber usarlas. No cualquiera debe ir a una herboristería a comprar y a automedicarse, porque tienen sus principios activos que pueden tener efectos secundarios.

Lo físico y lo emocional

A.M.: Para la comprensión también oriental de la enfermedad, no hay distinción entre lo que es emocional o psicológico y lo físico, sino que esto se lo toma como distintos niveles de expresión del trastorno. Siempre que hay un problema físico, está acompañado de algún trastorno emocional, ya sea la inquietud, la ansiedad o el malestar que produce la enfermedad y siempre que hay algún trastorno emocional, seguramente en más o menos tiempo se va a expresar por algún síntoma especifico. Entonces, hacer una distinción entre una cosa y la otra es difícil. Además la medicina oriental es la primera medicina psico-somática que aparece en la humanidad y que está dentro de la naturoterapia. De hecho, sí se le da mucha importancia al origen emocional de las enfermedades como una perturbación interna que altera el equilibrio físico.

La Dra. Maratea tiene 20 años de trayectoria dedicados a la medicina que evidencian su acabada experiencia en estos tratamientos: hizo sus estudios en la Universidad de Buenos Aires, su formación la realizó en el sistema de residencias médicas como anátomo-patáloga durante 4 años, fue jefa de residentes del Hospital Argerich, mientras tanto fue estudiando estas técnicas naturales, como la macrobiótica, el shiatsu y simultáneamente empezó a estudiar acupuntura; además es presidenta de una Asociación Civil, una ONG que se llama "Salud para Todos" que tiene como misión la difusión de las terapias naturales. Como es de notar, la Dra. implementa una técnica que proviene de la medicina occidental aplicada junto con otros tratamientos naturales orientales.

AM.: Yo utilizo por supuesto, todos los criterios de diagnóstico de la medicina occidental junto con todos los métodos complementarios orientales, porque para eso están. Yo creo que la medicina occidental y la oriental son 2 modelos médicos que están para observar a este "objeto de estudio" que es el ser humano. Son simplemente modelos de la realidad, no la realidad. Los 2 tienen sus pro y sus contras. Lo ideal es usar lo mejor de cada uno, porque nos aproxima mucho más a poder entender en forma integral al ser humano. En realidad, eso es lo que una pretende, poder comprender. En China tienen las 2 medicinas y el paciente ingresa diciendo con cuál se quiere tratar y si un cirujano chino tiene que derivar a la persona a la acupuntora se hace sin ningún tipo de problema y al revés, un acupuntor que por ejemplo, no pudo disolver algún cálculo, lo manda a operar, o sea que el criterio está totalmente compartido y en realidad la medicina del futuro debería ser así, algo integrado en donde están todas las disciplinas y puedan desarrollarse al unísono, en beneficio de la gente.

Entrevista realizada por Daniel Miyagi.